Press "Enter" to skip to content

Academia Colors se expande a través de su proyecto de franquicias

La compañía Academia Colors cuenta con más de diez años de experiencia en el sector de peluquería, estética, venta de productos de belleza y formación profesional. Actualmente, se expande a través de su proyecto de franquicias. Se trata de un modelo de negocio considerado, dentro del ámbito empresarial, como un sistema seguro de inversión.

Academia Colors abarca de forma integral todas las posibilidades que ofrece su sector. Es, a la vez, un instituto de formación de profesionales, un centro de peluquería, estética y belleza y un punto de venta de distintos artículos vinculados a estas actividades. Una franquicia puede centrarse en algunos de los servicios que brinda la firma, diversificarse y especializarse. Es una forma de crecer, tanto para la compañía como para los nuevos inversores.

Los tres bloques de Academia Colors: academia, peluquería y punto de venta

La apertura de una franquicia es una instancia de crecimiento, pero también, como sucede con cualquier inversión, conlleva cierto riesgo. A partir de la formación de Academia Colors este peligro se minimiza, ya que los franquiciados obtienen una instrucción completa con la que después son capaces de desarrollar la marca, actualizarla y expandirla.

En la actualidad, el negocio de Academia Colors está estructurado en tres bloques a partir de los cuales el modelo se diversifica, asegurando la rentabilidad de las inversiones con el menor riesgo posible. En los centros de formación la firma cuenta con un método de enseñanza propio que fusiona la teoría con la práctica desde el primer día.

El centro de estética y peluquería, a su vez, realiza todo tipo de servicios dentro del campo de la belleza. Desde cortes de cabello y barbería hasta masajes, tratamientos para la piel y tatuajes. Por último, una franquicia también puede incorporar la función de punto de comercialización de productos, que se consiguen de la mano de los mejores proveedores a precios sumamente convenientes.

Los beneficios de convertirse en franquiciado de Academia Colors

Convertirse en franquiciado de Academia Colors no es solamente abrir un local con una marca ya establecida, sino que es una experiencia mucho más amplia en la que se pasa a integrar una red.

El apoyo de Academia Colors a una nueva franquicia es total. El proyecto incluye la decoración y puesta a punto del local, un software de gestión para operar y una plataforma común para la red donde los franquiciados pueden conseguir apoyo. La asistencia comercial y técnica permanece vigente durante la totalidad de la duración del contrato.

Abrir una franquicia de Academia Colors es una oportunidad de emprender con libertad, en la que el inversor puede escoger entre los servicios que le resulten más interesantes e incluso añadir otros de diseño propio.