Press "Enter" to skip to content

El funcionamiento de los radiadores de baja temperatura, por Clima y Aerotermia

Los nuevos equipos solo necesitan de unos 35-40 grados para rendir al 100%. Estos son los radiadores de baja temperatura, los cuales son dispositivos que se caracterizan por una mayor eficiencia energética para la generación de calor, en comparación con los convencionales. Estos últimos requieren calentar el agua a 70 grados.

Estos radiadores de baja temperatura se han convertido en unos dispositivos de mucha utilidad para los sistemas de climatización en viviendas y oficinas. Su rápida aceptación se debe a que este es uno de los productos en los que se gasta mayor cantidad de energía y por ende, más dinero.

En España, tiendas como Clima y Aerotermia son especialistas en este tipo de equipos. Asesoran a los clientes con estudios previos para que elijan el más adecuado a sus requerimientos y presupuesto.

Así funcionan los radiadores de baja temperatura

Este tipo de radiadores son objeto de elogios porque gastan menos energía y en consecuencia, resultan más económicos para tenerlos en el hogar o empresa. La razón es que ahorran energía porque para su funcionamiento utilizan menos agua y esa agua a menor temperatura. Esto significa que la caldera hace su proceso de manera más rápida y con menor esfuerzo.

Una pieza característica de estos radiadores es el intercambiador de temperatura, compuesto por un panel de aletas corrugadas de aluminio y tubos de cobre. El diseño y la disposición de estos tubos de cobre hace que se requiera hasta un 80% menos de agua para lograr su máximo rendimiento.

Otra pieza regular que se encuentra en estos radiadores es su carcasa de chapa, que normalmente es de acero. Su tamaño por lo general dobla al del intercambiador. Su función es la de calentar el aire circulante dentro del radiador antes de expulsarlo hacia el exterior.

El proceso de calor mediante convección

Los radiadores de baja temperatura emiten calor mediante un proceso de convección. Quiere decir que el intercambiador calienta el aire y lo expulsa por sus rejillas superiores. Esto permite climatizar más rápidamente la temperatura a los grados deseados.

La gran aceptación de esta tecnología se debe también a las opciones que tiene el público para tenerla en casa. En el mercado existen los radiadores estáticos que calientan el aire y este es expulsado de manera natural. También están los radiadores dinámicos, que incorporan un ventilador anexado al intercambiador. Esto agiliza la expulsión de aire, acondicionando el clima de forma más expedita.

Clima y Aerotermia cuenta con más de 5 años de experiencia en este ramo. Olimpia, Panasonic, Fancoil, Aquabit, Daikin y Jaga son algunas de las marcas que comercializan en múltiples referencias.